Consuelo para bajitos

Acabo de destapar el gran timo de la historia matemática:

En realidad medimos más de lo que nos dicen, porque nos están midiendo mal.

Tendrían que medirnos desde la punta de los dedos del pie, que es como sale la medida auténtica de los cuerpos.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Geografía cotidiana. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s